Cómo llegar

Enclavada junto al río Segre, a medio camino entre el mar y la montaña y perfectamente comunicada, es un lugar de paso obligado entre las vías que conectan el Estado español con el resto de Europa y el Mediterráneo.

Dispone de unas comunicaciones modernas encabezadas por el Aeropuerto de Lleida-Alguaire (primer aeropuerto comercial promovido por la Generalitat de Cataluña para vertebrar el reequilibrio territorial en el ámbito catalán, fue uno de los motores de la economía de las Tierras de Lleida y el eje de conexión con los Pirineos), la línea de alta velocidad (AVE) y la red viaria: la autopista AP-2, que comunica Lleida con las ciudades de Barcelona (también por autovía) y Zaragoza, el Eje Occidental que acerca Lleida al delta del Ebro y el Eje Transversal que la une con las comarcas de Girona. Este carácter de cruce de caminos se completa con la autovía Lleida-Huesca.

En cuanto a la ciudad, una red de carreteras la comunican fácilmente con el resto del territorio: la A-230, que nos acerca al Valle de Arán y al Valle de Boí, o la C-1313, que cruza las comarcas del interior hasta llegar a la Seu d'Urgell y Andorra.